lunes, 3 de agosto de 2009

El régimen de Venezuela ha lanzado una ofensiva para regular los medios de comunicación privados. La ofensiva podría afectar a un total de 240 radios


Las transmisiones de al menos una docena de emisoras de radio de Venezuela cesaron el sábado, luego de que el organismo que regula las telecomunicaciones en el país anunció en la víspera medidas en contra de 34 concesiones de radio y televisión.


El Gobierno de Venezuela ha lanzado una ofensiva para regular los medios de comunicación privados y “democratizar el espacio radioeléctrico”, mientras que la oposición afirma que se trata de un paso más para reprimir la libertad de expresión y acallar a la disidencia.

La ofensiva podría afectar a un total de 240 emisoras de radio, mientras que existen temores del cierre inminente de la televisora de oposición Globovisión, que el Gobierno dice miente sistemáticamente y conspira contra el presidente Hugo Chávez, acusaciones que la planta refuta.

“No es que hemos cerrado emisoras de radio, no, se cumple con la ley. Un bojote (montón) de emisoras que estaban por fuera de la ley, las hemos recuperado. Emisoras de radio que ahora son del pueblo y no de la burguesía”, dijo el mandatario en un contacto teléfonico con la televisora estatal.

Funcionarios de la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel) se presentaron el sábado en la sede del Circuito Nacional Belfort (CNB), en Caracas, para notificar el procedimiento administrativo en el que se señala la salida del aire de cinco de sus emisoras en el país, dijo la cadena radial.

Según reportes de Globovisión y de la Cámara Nacional de la Radiodifusión habían sido notificadas y sacadas del aire unas 13 radioemisoras en diversas partes del país, en procedimientos que iniciaron desde el viernes.

El ministro del Poder Popular para las Obras Públicas y Vivienda, Diosdado Cabello, justificó el sábado la medidad al decir que era primordial para el Gobierno, luchar contra lo que han denominado el “latifundio mediático”.

“Por esta vía garantizamos el derecho a la información, que el pueblo este informado. Aquí hasta hace apenas cinco o seis años desde la cámara de radio, se atacaba a las emisoras comunitarias”, dijo desde un acto del oficial Partido Solcialista Unido (PSUV).

¿MEDIOS PARA TODOS?

Cabello, visto como uno de los funcionarios más cercanos a Chávez, dijo que la medida contra las emisoras es legal y que muchos de los afectados tienen 10 o hasta 20 emisoras y que hay muchas personas “en cola” solicitando concesiones, que se les entregarán rápidamente a medida que se vayan recuperando.

El Gobierno cuenta con un amplia red de medios de comunicación que la oposición denuncia que está al servicio de Chávez y de su proyecto socialista y que no informar verazmente de los problemas que aquejan al país.

El presidente de la Cámara Nacional de la Radiodifusión, Nelson Belfort, lamentó el viernes por la noche los procedimientos administrativos que implican la salida del aire de 34 emisoras del país anunciadas por Conatel.

“Habrá que apagar lamentablemente los equipos, es triste que no tenga uno la forma de defenderse a la luz del día”, dijo en conversación telefónica con Globovisión al considerar que no entiende “el extremo de la urgencia” para el anuncio de esta medida casi un fin de semana.

Consideró que hubo “una preseleccion bien sospechosa (…) lamentamos que se pueda cerrar un medio de comunicación en Venezuela y menos sin un debido proceso”.

A las afueras de CNB, cientos de personas se congregaron para apoyar al circuito radial, uno de los más importantes del país.

En tanto, el Colegio Nacional de Periodistas expresó su “dolor y su rechazo a la despótica decisión que el Ejecutivo Nacional ha tomado al ordenar el cierre unilateral de 34 estaciones de radio en todo el territorio nacional”.

La organización agregó que el Gobierno tomó la medida “por el puro placer de darle continuidad a esta seguidilla de agresiones y vejámenes a todo medio de comunicación social que no repita sus consignas ni se acople a sus intereses”.

Esta semana la Fiscal General del país presentó un proyecto sobre “delitos mediáticos” que establece penas de prisión para periodistas y dueños de medios de comunicación, lo que fue visto como una medida para reprimir la liberta de expresión.

El Gobierno izquierdista de Chávez decidió en 2007 no renovar la concesión al popular canal de televisión RCTV, acusándolo de haber estado detrás del fugaz derrocamiento del mandatario en el 2002.

La medida restó temporalmente popularidad al presidente, quien meses después sufrió su primera derrota electoral al no poder aprobar una amplia reforma a la Constitución.


Por Ana Isabel Martínez. Editado por Javier Leira - Reporte adicional de Eyanir Chinea
Reuters 2009.
http://www.noticias24.com/actualidad/noticia/71431/cronica-reuters-cesan-transmisiones-de-radio-por-orden-del-gobierno/

1 comentario:

Víctor dijo...

Hola, tienes un premio en mi blog :D :D :D

http://www.laplegariadeunpagano.com/2009/08/premio-al-amig-de-internet.html