domingo, 3 de agosto de 2008

Alcaldía de Londres devolverá $14 millones a Venezuela


Sorpresa causó el anuncio del Gobierno de Londres sobre la devolución de 14 millones de dólares al gobierno venezolano, del convenio firmado para el programa "Transport for London (Transporte de Londres). Esta acción se debe a que de la inversión del programa 13.97 millones de dólares representa la diferencia que no se usó y, por eso, se devolverá. El artículo de prensa recoge las declaraciones del alcalde de Londres, Boris Johnson, quien señalaba que asegura que los ciudadanos londinenses "incómodos" por el hecho de que sus autobuses funcionaran con combustible que corría por cuenta "de un país donde muchas personas viven en la pobreza extrema". ¿Será esta una acción a sseguir por los demás países en los que Venezuela ha dado recursos para inversión interna?

Alcaldía de Londres devolverá $14 millones a Venezuela

El Gobierno de Londres reembolsará casi 14 millones de dólares a Venezuela. Devolverá con dinero casi la mitad del monto de un convenio que prometía petróleo venezolano, a cambio de experiencia y asesorías británicas en transporte, ambiente y planeamiento urbano.

El 20 de febrero de 2007, las autoridades nacionales sellaron con las de Londres un acuerdo que cambiaba dos cargamentos de diesel -tasados en 32 millones de dólares- por ayuda para erradicar problemas como el caos vial de Caracas. En Inglaterra no especifican en qué consistió esa ayuda, pero señalan que reintegrarán parte de la suma.

El jefe de prensa de la Alcaldía de Londres, Matt Brown, dice que devolverán 7 millones de libras, lo que equivale a 13,97 millones de dólares: "Transport for London (Transporte de Londres) recibió 16 millones de libras y como 9 habían sido invertidas en el programa, se reembolsará la diferencia del monto exacto".

En dos semanas habrán terminado los acuerdos que el presidente de la República, Hugo Chávez, firmó con el ex alcalde de Londres, Ken Livingstone. Brown no precisa la fecha exacta en que la República Bolivariana de Venezuela recibirá el reintegro pero adelanta, vía electrónica, que "el arreglo financiero entre Londres y Venezuela finalizará el 20 de agosto de este año, cuando el trato llegue a su fin".

Las cosas no son iguales en Londres desde el pasado 1° de mayo. Las elecciones municipales cambiaron el timón y el capitán, el conservador Boris Johnson, derrotó en las urnas a Livingstone, del partido Laborista, y el nuevo alcalde suspendió entonces el acuerdo.

Para Jhonson, los londinenses debían sentirse "incómodos" por el hecho de que sus autobuses funcionaran con combustible que corría por cuenta "de un país donde muchas personas viven en la pobreza extrema". Aun así, todavía no queda clara la forma en que el Gobierno de la ciudad más cara de Europa retribuyó las ayudas venezolanas.

La Alcaldía de Londres menciona consultorías en materias de "transporte y planificación", "control de señales de tránsito" y "calidad del aire", pero ni siquiera la nueva administración da detalles del alcance de esos estudios. Aunque sus funcionarios hablan de una oficina que Transport for London instaló en la avenida Casanova de Caracas desde el 1 de octubre de 2007 hasta el pasado 2 de junio, no especifican las personas que trabajaron en ella, las conclusiones a las que llegaron y el paradero de esas actividades.

"Hemos dado los suficientes detalles sobre el tema", concluye Brown cuando le solicitan precisiones, y si la información que hay en el meridiano cero es poca, en estos paralelos no hay más. En Petróleos de Venezuela no dan luces sobre el tema, en la Alcaldía Metropolitana insisten en que es un asunto fuera de sus competencias y en la Cancillería y el Viceministerio para Europa desconocen noticias sobre los 14 millones de dólares que volverán al país desde el Reino Unido.

Unos afiches con el sello del Gobierno nacional aparecieron el año pasado en las estaciones de buses de la ciudad del río Támesis, para advertir que "TheBolivarian Government of Venezuela" financiaba pasajes a mitad de precio a 250.000 londinenses de escasos recursos. Esos descuentos, no obstante, son parte del pasado. Ni Chávez ni ninguna autoridad del Gobierno han respondido a la decisión que tomó el nuevo alcalde de Londres cuando suspendió el convenio, pero para Livingstone es una muestra de que su contendor "está más interesado en seguir con su agenda ideológica de derecha que en mejorar el nivel de vida de la gente más pobre de la capital inglesa".

El Universal
http://www.eluniversal.com/2008/08/03/eco_art_alcaldia-de-londres_978200.shtml
http://www.noticierodigital.com/forum/viewtopic.php?t=414882