domingo, 11 de enero de 2009

Un canal, tres diarios y seis FM para Evo, con plata de Venezuela e Irán

Un canal, tres diarios y seis FM pasarían a manos estatales. Hay ofertas de ayuda económica desde Irán, mientras que capitales venezolanos buscan comprar los medios del grupo español Prisa.


No uno sino tres periódicos, más una red nacional de TV y seis FM en La Paz pueden pasar a manos del oficialismo en Bolivia. Con apoyo de capitales venezolanos, aunque el presidente Evo Morales ha mencionado también ofertas de parte de Irán, el gobierno se lanza en busca de la televisión y la prensa propias, además de las radios urbanas, a fin de cubrir espacios en los que su desventaja es nítida ante los medios privados opositores. Una vez concretados los cambios, el Estado podrá contar “la verdad”, ha dicho el mandatario. También mejorará su llegada al público urbano durante este 2009, que trae al país los coletazos de la crisis, la posible entrada en vigor de la nueva Carta Magna y las elecciones de diciembre, en las que Morales quiere renovar su mandato hasta enero de 2015.

Aunque ni el gobierno ni el grupo español Prisa -dueño del matutino paceño La Razón, del diario amarillista El Extra, de la red de televisión ATB y de las seis FM- han confirmado la compra/venta, la versión ya circula en el ambiente periodístico. Morales dijo en diciembre que tiene ofertas concretas de Venezuela e Irán para potenciar los medios estatales, y el diario cochabambino Los Tiempos publicó la historia esta semana. Sin identificar compradores, señaló que a la empresa petrolera estatal venezolana PDVSA le interesa la industria mediática boliviana por lo que inició contactos con Prisa. Según Los Tiempos, “accionistas venezolanos” pagaron 25 millones de dólares por el paquete de medios.

Una fuente periodística de La Paz confirmó a Crítica de la Argentina que los redactores de La Razón ya han recibido el aviso de que el diario “está en venta”. El anuncio les provocó incertidumbre, ante el posible cambio en la línea editorial, y la oposición reaccionó. “Se quiere asfixiar a los medios independientes. Esto no es diferente de lo que ha pasado en Venezuela”, dijo el presidente del Senado, del opositor Poder Democrático Social (Podemos), Óscar Ortiz.

No se sabe quién se hará cargo de los medios, pero esta semana el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, afirmó que el gobierno se dotará “no de uno, sino de tres periódicos”.

La salida de Prisa de Bolivia coincide con el anuncio de Morales de que otro diario oficialista saldrá a la calle este mes. El periódico Bolivia Informa será el regalo que él abrirá para celebrar su tercer año en el cargo, el día 22. El Cotidiano, que trabajará con la Agencia Boliviana de Informaciones (ABI) desde el barrio paceño de Sopocachi, ya tiene una docena de periodistas.

La iniciativa gubernamental en los impresos y en la TV se volvió urgente después de varios meses de choques entre Morales y la prensa, que tuvieron su clímax en diciembre, cuando el presidente interpeló en público a un periodista del diario La Prensa, por una noticia que involucraba a Quintana con supuestos contrabandistas. Sindicatos de prensa del país protestaron por la libertad de expresión y el vocero presidencial, Iván Canelas, respondió que el gobierno respeta a los periodistas, pero que algunos medios “tergiversan” la información. “No creo en los dueños de los medios, pero rescato a algunos periodistas”, afirmó Morales al respecto.

Era el corolario de un período, entre finales de 2007 y de 2008, en el que en Bolivia se registraron 245 agresiones contra periodistas, incluida la muerte del radialista Carlos Quispe.

Canelas ha reconocido que hay dificultades para financiar el nuevo periódico, pero negó que el gobierno haya gastado casi 27 millones de dólares en potenciar los estatales canal 7, radio Illimani y ABI. Una fuente paceña señaló que la oferta salarial para los redactores de Bolivia Informa no supera los 500 dólares.

El politólogo Carlos Toranzo, le dijo a este diario desde La Paz: “Han vendido al país una visión mediática, pero han tenido impasses con la prensa”, y concluyó que “muchos periodistas apoyaban a los gobiernos de izquierda, pero al ver a un gobernante poco respetuoso de la libertad de expresión, se han vuelto críticos”.

Un buen padre en miniatura

El grupo feminista Mujeres Creando entró en la tradicional feria paceña de la Alasita, con un ekeko del presidente Evo Morales. Lo presenta como “padre responsable”: carga un bebé en un típico tejido de aguayo y lleva una bolsa con compras y una escoba. La intención es denunciar el “machismo” en el gobierno, explicó María Galindo, que lidera ese colectivo feminista.

http://www.noticierodigital.com/?p=13457

1 comentario:

googler dijo...

I will pass on your article introduced to my other friends, because really good!
wholesale jewelry