domingo, 26 de abril de 2009

La nueva educación "socialista": 580 niños reciben 3 horas de clases por día en Aragua


La planta física de la escuela Básica José Antonio Páez, está en pésimo estado


Maracay.- Las pésimas condiciones que presenta la planta física de la escuela Básica "José Antonio Páez", ubicada en el sector San Carlos en Maracay, obligó este jueves a que alumnos y maestros de ese recinto escolar hicieran un alto en sus actividades académicas para reclamar atención gubernamental.

Con pancartas en mano y vociferando consignas en reclamo a los derechos del niño, niña y adolescente a una educación digna, los afectados trancaron una de las principales calles del sector para advertir que "lo único que está en riesgo es la formación de los alumnos".

Luis León, subdirector del colegio en conflicto, quien participó en la protesta explicó que desde hace cuatro años el Ejecutivo regional demolió parte de la escuela e inició un proceso de construcción de la nueva infraestructura debido a que ya contaban con más de 35 años de funcionamiento, por lo que fueron trasladados provisionalmente a diez salones que quedaron de la planta física para no suspender las actividades.

Sin embargo, denunció que las obras de construcción están a medias y se mantienen paralizados desde hace más de un año.

Por la situación, los alumnos de educación básica, de primero a sexto grado, deben recibir clases en horario tipo mosaico porque no hay salones para albergarlos. Es decir, sólo reciben dos horas y media de atención para el primer grupo, que comprende un horario de 7 de la mañana a 9:30 de la mañana. Mientras que un segundo grupo inicia actividades desde las 9:30 de la mañana a 12 del mediodía. Igual situación sucede para el turno de la tarde. Una vez que los niños cumplen el horario correspondiente se retiran a sus hogares, pues en el colegio no hay espacio para mantenerlos.

León, explicó que este sistema se ha mantenido en los últimos tres años, condición que ha incidido en una baja de la matricula de casi 200 alumnos debido a que los padres "han mostrado su descontento por las malas condiciones de la infraestructura y el horario". Resaltó que actualmente tienen una población escolar de 580 alumnos de educación básica quienes "son los más perjudicados".

Por su parte, un grupo de docentes, expresaron su preocupación ante la cercanía del período lluvioso, pues en el colegio existen filtraciones en techos y paredes así como el colapso en el sistema de drenajes. Destacaron que cuando se registran precipitaciones deben suspender las actividades académicas.

Érika Guillén
ESPECIAL PARA EL UNIVERSAL

http://politica.eluniversal.com/2009/04/24/pol_art_580-ninos-reciben-3_1361012.shtml