miércoles, 1 de abril de 2009

"Rosales no se va a entregar a la jauría que lo está persiguiendo"


Alcalde de Maracaibo está resguardado en un sitio seguro del Zulia


La noche del lunes fue dura para la dirección nacional de Un Nuevo Tiempo (UNT). Contrariando la postura del alcalde de Maracaibo, Manuel Rosales -según confiaron sus allegados-, la conclusión fue unánime: el líder del partido debe "resguardarse" en algún "sitio seguro del Zulia", conocido por muy pocos, hasta tanto las condiciones que impiden su legítimo derecho a la defensa se mantengan y cese la persecución oficial que ejecutan civiles armados no identificados -que presumen son de la Disip y de la DIM- que la semana pasada, portando armas largas, estuvieron a un tris de intercambiar disparos con los escoltas de Rosales.

Ayer, en rueda de prensa, Omar Barboza, presidente ejecutivo de UNT, acompañado de la dirección de la organización y de un grupo de militantes, desmintió la versión divulgada por el diputado Carlos Escarrá (PSUV), según la cual Rosales salió del país de manera clandestina. Sobre Rosales pesa una solicitud de privativa de libertad del Ministerio Público que no debe ejecutarse hasta tanto no sea ratificada por un tribunal.

"Le hemos pedido a Manuel Rosales que se resguarde. Hemos decidido preservar su integridad personal y que no se presente a menos que cambie totalmente la situación. En estos momentos todos los indicios que tenemos es que no es posible para Manuel Rosales ejercer su derecho a la defensa en Venezuela y si Manuel Rosales en esta condición se entrega, no se estaría entregando a la Justicia, se estaría entregando a Hugo Chávez, que es el que lo está persiguiendo".

El portavoz de UNT hizo hincapié en presentar ayer el perfil más humano del alcalde, incluyendo su faceta como padre de una familia numerosa, con hijos propios y adoptados.

"Él no se va a entregar a la jauría que lo está persiguiendo sin que haya posibilidad de que se defienda", afirmó Barboza.

Insistió en que a Rosales "le persiguen alevosamente personas que no sabemos si son policías o activistas políticos que ponen en riesgo su integridad personal". Puesto en cuenta de que desde el Cicpc afirmaban no tener hasta ayer en la mañana orden de captura contra Rosales, Barboza añadió: "Yo no sé si ellos tienen o no la orden, pero lo están persiguiendo. Lo más grave entonces es que lo están persiguiendo sin orden. Entonces, ¿quién lo está persiguiendo y con qué objetivo?".

Aseveró el vocero que se hostiga a la familia del alcalde y "a todos nosotros nos tienen intervenidos los teléfonos, nos persigue la Disip, nos registran los vehículos". Al margen de lo dicho por Barboza, se supo que desde la semana pasada el Ejército tiene tomadas las pistas de aterrizaje de las fincas de Rosales, la de su vecino Ángel Emiro Vera (UNT) y otras dos aledañas en Perijá.

Barboza relató el desarrollo de la acusación por presunto enriquecimiento ilícito contra Rosales y que había sido cerrada por la Contraloría General de la República en 2005 por falta de pruebas. Denunció que el caso se "desempolvó" sin haberse cumplido los trámites para su reactivación, se sustrajo de su juez natural en Maracaibo y se radicó en Caracas de forma también irregular y se le asignó a la juez Reyna Morandi, que tiene vínculos con la presidenta del Parlamento, Cilia Flores (PSUV). Aunado a esto, recalcó, hace una semana el tribunal al que se le asignó el caso está sin despachar, lo que ha impedido a la defensa enterarse de los detalles de la acusación y presentar elementos en su descargo.

"Esto demuestra que no hay justicia en Venezuela. Que es un juicio político, que están tratando de liquidar a Manuel Rosales y que corre incluso peligro su integridad física".

Recordó que el propio presidente de la República, Hugo Chávez, anunció en TV "la operación Manuel Rosales preso".

"A Manuel Rosales lo consideran el Gobierno y Chávez un obstáculo muy importante para que su proyecto totalitario pueda lograr su objetivo final de implantar en Venezuela una dictadura militar con apariencia constitucional, suprimiendo la vigencia de las libertades públicas, que es el proyecto que está en marcha en el país"

Recordó Barboza cuál ha sido el comportamiento de Rosales, que ha sido citado a la Asamblea Nacional y a la Fiscalía y acudió a cada citación. Dijo que Rosales "es el principal interesado en que la verdad sobre su honestidad se conozca", de modo que no se justifica, dijo, la solicitud de encarcelamiento cuando es el tribunal el que se niega a concederle audiencia.

"Aunque Manuel Rosales siempre ha estado dispuesto a afrontar la cara en cualquier circunstancia, en estos momentos no se le permite dar la cara, no se le permite tener un tribunal donde defenderse (...) La obsesión presidencial contra Manuel Rosales anunciada por TV, la persecución armada en su contra y el cierre del tribunal de la causa, configuran una indefensión total", dijo Barboza.

Elvia Gómez
EL UNIVERSAL